Blog

  • Home
    Home Hier findest Du alle Beiträge der Seite.
  • Kategorien
    Kategorien Zeigt alle Kategorien.
  • Tags
    Tags Zeigt eine Liste von Tags die im Beitrag verwendet wurden.

Problemas en las Relaciones de Pareja y el periodo vacacional

Veröffentlicht von am in Artículos y entrevistas
  • Schriftgröße: Größer Kleiner
  • Aufrufe: 3769
  • Drucken

Llevamos todo el año esperando a que lleguen las vacaciones de verano para poder relajarnos, descansar y disfrutar de la pareja, los hijos, el tiempo libre… Pensamos que los problemas que no sabemos cómo abordar durante el resto del año, se van a resolver “solos” cuando las condiciones externas nos lo permitan.

Sin embargo, este momento tan deseado puede convertirse en una fuente inagotable de discusiones, peleas y malentendidos que nos frustran y que pueden acabar con nuestra paciencia y muchas veces incluso marcar la ruptura definitiva de muchas relaciones. De hecho, está comprobado que el nivel de separaciones y divorcios aumenta considerablemente después de los periodos vacacionales. ¿Qué podemos hacer entonces para evitar esto y realmente utilizar este periodo para sanar nuestra relación de pareja ? En primer lugar, si nuestra relación de pareja no funciona bien durante el año, el periodo vacacional (en dónde se convive de manera mucho más intensa, estrecha y prolongada) va a acentuar los problemas y hacerlos más patentes. No sirve utilizar las mismas estrategias y esperar que se produzcan resultados diferentes. Las necesidades y expectativas de cada miembro dentro de la pareja son distintas y por lo tanto ambas deben ser tenidas en cuenta. Planificar las vacaciones teniendo esto en cuenta es fundamental para evitar reproches y discusiones. Gran parte de los problemas que tienen las parejas son consecuencia de una comunicación deficiente. La mejora en la forma de comunicarnos es por tanto, un pilar básico y necesario para mejorar una relación de pareja. La “buena comunicación” requiere que seamos capaces de expresar nuestros sentimientos de manera directa y abierta, que seamos capaces de escuchar lo que nos dice nuestra pareja sin estar a la defensiva, y de tratar al otro siempre con respeto ( sin insultar ni menospreciar ) aunque estemos enfadados o frustrados. Se dice que la “buena comunicación requiere 3 componentes: una escucha activa y hábil ( empatía), una expresión adecuada (asertiva), y comprensión y respeto. Empatizar requiere que seamos capaces de ver el mundo a través de los ojos de nuestra pareja y que seamos capaces de aceptar su punto de vista como algo respetable y razonable aunque no estemos de acuerdo con él. Ser asertivo significa que expresamos nuestros sentimientos e ideas de forma directa y honesta pero sin atacar a la otra persona. Para ello es bueno utilizar expresiones del tipo: “ Yo creo que…., o yo siento que…”. Finalmente, el respeto se consigue tratando al a otra persona con amabilidad, cariño aunque estemos enfadados o frustrados con ella. Este tipo de comunicación no es fácil de utilizar si no la hemos practicado antes y menos aún si lo intentamos cuando estamos en medio de una “bronca” con nuestra pareja. Si a pesar del los intentos por resolver las diferencias vemos que no somos capaces de mejorar la relación, quizás es el momento de plantearse la posibilidad de consultar a un profesional que pueda enseñarnos las herramientas adecuadas para mejorar nuestra relación de manera eficaz. 

Trackback URL für diesen Beitrag

Diese Website verwendet eigene und Drittanbieter-Cookies, um Ihr Erlebnis auf unserer Website zu verbessern und den Webverkehr auf unserer Website zu analysieren.

Um weiter surfen zu können, ist es notwendig, der Cookie-Richtlinie, die Sie hier einsehen können, ausdrücklich zuzustimmen.

AKZEPTIEREN